Salinas de Imón un hotel apto para reyes

 

Hace unas semanas decidimos darnos un capricho e ir a pasar el fin de semana a Sigüenza ya que ni el señor x ni yo conocíamos la ciudad a pesar de estar relativamente cerca de Madrid. Tras navegar por Internet optamos por el hotel Salinas de Imón ubicado en el pueblo de Imón a pocos kilómetros de Sigüenza. El hotel que tenía una pinta estupenda en la red no decepcionó en persona, ha sido uno de los hoteles más bonitos en los que me he alojado, quizá me cegase la mega lámpara de araña de una de las estancias comunes quizá el trato recibido o esa receta de cupcake de manzana.

El edificio es un antiguo convento del siglo XVII con una larga e interesante historia. En 1750 fue adquirido por Carlos III,  aquí descansaba el monarca cuando venía a supervisar el negocio de las salinas que se encuentran en esta misma localidad. Sí hubo y hay salinas en plena Castilla-La Mancha. Durante la Guerra Civil lo requisaron los alemanes que lo utilizaron como cuartel. No fue hasta mediados de los 90 que sus antiguos propietarios lo transformaron en hotel. Hoy día sus actuales dueños lo han decorado con antigüedades traídas de diversos países europeos y obras gráficas de reconocidos artistas contemporáneos.

 

 

El hotel cuenta con 12 habitaciones, todas ellas con su historia especial y nombres evocadores: habitación China, habitación de las Llaves, de las Sillas, de la Música, el Palomar, o la suite de Carlos III.

 

 

Fotografías facilitadas por el hotel Salinas de Imón

¡Gracias por compartir!



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

logo Calle Luna

Apúntate a la newsletter y no te pierdas lo que pasa en Calle Luna.

Gracias por apuntarte al Club Calle Luna

Algo no ha ido bien. Por favor inténtalo de nuevo.

will use the information you provide on this form to be in touch with you and to provide updates and marketing.